Como todo, son posibilidades, la decisión/creación es nuestra.
 
Cuando y como acabará la crisis 1/3
 


Cuando y como acabará la crisis 2/3


Cuando y como acabará la crisis 3/3
 
Introducción?
Esta crisis no es solamente una crisis económica. Es una crisis de creencias; de valores; de no querer afrontar los propios miedos personales de cada uno; de no querer conectar con nuestro poder personal; de echar la culpa a otros y no querer reconocer nuestros propios errores; de querer seguir viviendo en una ilusión, en un mundo virtual mental; de querer que unos cimientos falsos e incorrectos sigan aguantando nuestra egoísta y ciega forma de vida; de no querer aceptar que todos estamos conectados; de no querer o no creer en un nuevo sistema limpio y sano; de no ser capaz o no querer ver el porqué de la situación a la que hemos llegado; en definitiva, de no querer rendirse a la verdad.

Esta crisis no es como las otras que se han vivido. El sistema capitalista matemáticamente ha quebrado. Están poniendo parches con nuestro dinero y ocultando la realidad con mentiras o omisiones. No vamos a pasar un tiempo mal y después otra vez vuelta a empezar a vivir egoísta y ciegamente, hasta la próxima crisis. Esta crisis es consecuencia de un sistema loco, esclavista y mortífero; y de esta solo se saldrá con un cambio de reglas y del poder, el cual puede ser a peor o a mejor; depende de nosotros.

Para empezar a salir de la crisis, lo primero que hay que hacer es conocer como funciona el sistema capitalista.

 

¿Cómo funciona el sistema capitalista?

Esta explicación debería darla alguien que hubiera estudiado Económicas, Empresariales o similares en la Universidad, y que trabajase en el mundo financiero. Pero así, correríamos el riesgo de que nos la diera alguien con los bolsillos llenos, el cual piensa que es normal tener que hipotecarse 40 años a 1000 Euros al mes para tener una vivienda digna; o que los de África se mueren por mala suerte o porque no son tan listos como nosotros.

La respuesta cualquiera puede descubrirla. Para hacerlo, solo hay que abrir los ojos y buscar un poco de información blanca - no oscura -, básicamente en Internet. Por otra parte, hay que tener claro, que cualquier sistema que no se entienda con un pequeño esfuerzo, es un sistema  mal hecho, el cual, probablemente ha nacido para engañarte.

El sistema capitalista es el beneficio y control de unos pocos y la esclavitud, ignorancia y también muerte de los demás. Si a las grandes multinacionales, a los grandes bancos y a las grandes instituciones económicas se las tratara como personas y se les hiciera un test psicológico, el resultado más común seria el de psicópata.

La cuestión es preguntar ¿Por qué?

- ¿Por qué no se les perdona la deuda a los países que ya se sabe que nunca podrán pagarla? ¿Por qué los que tienen 1.000.000.000 de Euros de beneficio neto anual, o mucho más,  no son capaces de perdonar la deuda y de ayudar a los pobres que se están muriendo de hambre y de sed?

- ¿Por qué una familia que lleva 20 años pagando puntualmente la hipoteca, al tercer mes de no poder pagarla, se la hecha a la calle? ¿Por qué si alguien no puede pagar la hipoteca debido a estar de baja por enfermedad, se la echa también a la calle?

- ¿Por qué, según el programa de Naciones Unidas para el Desarrollo -año 2008 - las “10 personas más opulentas tienen una riqueza equivalente a la producción de 50 países? ¿Y los 447 más ricos suman una fortuna más grande que el ingreso anual de la mitad de la humanidad? ¿Por qué en 1960, el 20% más rico tenía 30 veces más que el 20% más pobre, en 1990, 60 veces más y en 1995, 82 veces más?

- ¿Por qué, si con una pequeña parte de lo que se gasta en invadir países para llevar la democracia a estos, se puede llevar agua potable a todas la zonas del mundo que lo necesitan, no se hace?

- ¿Por qué no se dice que los países subdesarrollados lo son porque han sido arrollados? En vez de hacer creer que lo son por otros motivos.

- ¿Por qué los que han hundido la economía - todavía no hemos tocado fondo - son de los que tenemos que fiarnos para que la refloten? ¿Por qué los que la han hundido no sufren la crisis? ¿Por qué estos siguen conservando sus cargos bien remunerados y tienen su dinero fuera del sistema: en paraísos fiscales o en lingotes de oro? ¿Por qué nadie ha dimitido o ha sido destituido?

- ¿Por qué hay quien mete dinero en un fondo de inversión el cual se le garantiza que no tiene riesgo, y cuando este quiebra se le dice que por qué no se había mirado la letra pequeña? ¿Por qué existe una letra pequeña?

- ¿Por qué si hay recursos naturales de sobra para toda la humanidad, hay tantas personas que mueren de hambre y de sed?

- ¿Por qué donde hay grandes recursos naturales hay dictaduras o guerras? ¿Por qué el coltán - mineral necesario para que funcionen nuestros móviles - justifica 5 millones de muertos en el Congo en 15 años? ¿Por qué no se explica esto en nuestros telediarios?

- ¿Por qué el gran poder económico gana mucho dinero, el cual no necesita ya que le sobra, financiando guerras y promoviendo enfermedades? O sea muerte, o sea asesinato.

- ¿Por qué no se cuestiona a los que imprimen el dinero y deciden su costo? ¿Por qué no se dice que los que imprimen el dinero son instituciones privadas o no controladas por los gobiernos? ¿Por qué no se dice que el interés del dinero es imposible de pagar ya que nunca se ha impreso?

- ¿Por qué son más importantes los muertos judíos de la Alemania Nazi que los demás muertos, en otras y en la misma guerra, de otras culturas, razas y religiones?

-¿Por qué se demoniza a Hugo Chávez y a Evo Morales - elegidos democráticamente -  por cortar el grifo a las empresas ladronas? ¿O por denunciar el fascismo Sionista?

- ¿Por qué grandes fortunas evaden impuestos y se llevan sus beneficios a paraísos fiscales? ¿Por qué son legales estos lugares, los cuales curiosamente son estados muy pequeños situados entre estados grandes?

- ¿Por qué grandes bancos, las eléctricas, el gas, el teléfono y demás - antes propiedad del estado -, anuncian beneficios netos brutales y en cambio nos suben la factura desproporcionadamente y no nos prestan dinero para salvar nuestros negocios?

- ¿Por qué los gobiernos le han dado dinero a los bancos, los cuales se lo han quedado para tapar sus agujeros, y no directamente a las empresas y a las familias?

- ¿Por qué hay institutos dedicados a estudiar cómo manipular las masas? ¿Por qué hay sociedades secretas? ¿Por qué los medios de comunicación masivos no nos quieren decir la verdad sobre los AUTOATENTADOS DEL 11S? ¿Y sí nos dicen la verdad sobre la Paris Hilton y compañía?

- ¿Por qué cuando una población está siendo genocidada, al defenderse desesperadamente, se la llama terrorista? ¿Por qué no se denuncia el auténtico terrorismo, el de estado y el de los medios de comunicación masivos?

- ¿Por qué cuando Kennedy denunció las sociedades secretas y quiso devolver la reserva Federal de USA a su pueblo fue asesinado?

 

Estos "Por qué" solo tienen dos respuestas posibles:

- Hasta ahora, los que verdaderamente han mandado en el mundo y sus cómplices conscientes o inconscientes, consideran a los seres humanos "normales y corrientes" como una raza inferior a conducir e incluso sacrificar por su bien mayor:  humanos = ovejas/zombis .

- Hasta hace poco, la mayoría de los seres humanos, “normales y corrientes”, han vivido egoístamente ignorando o resignándose a lo que le pasa a su vecino, han sido fáciles de engañar y de manipular y no han sido capaces de exigir al unísono su libertad y la verdad sobre el mundo en el que viven.

Para más información sobre como funciona el sistema capitalista ver:

Cuento sobre el dinero:

 http://www.geocities.com/mediodeintercambio/todomasel5original.html

          El porqué de las crisis, según John Bird y John Fortune:

http://www.youtube.com/watch?v=tDUiVLKZT80  

         Leopoldo Abadía - Crisis ninja:

http://es.youtube.com/watch?v=lU-j2mIwOpE&eurl=http://www.elconfidencial.com/cache/2008/10/27/videos_20_abadia_buenafuente.html

         Leopoldo Abadía – El caso Madoff:

 http://www.youtube.com/watch?v=yUM7UYp65qc&feature=related

 

Por otra parte, la crisis lleva consigo varias lecciones.

 

Lecciones de la crisis

En todos los niveles de la sociedad hay quien ha hecho las cosas bien, con honestidad, con humildad, con amor, con los pies en el suelo y pensando en el colectivo. Pero lo que nos ha llevado a la situación que estamos viviendo ahora es lo siguiente:

Hay directivos de empresas que han actuado egoístamente y/o que han asumido un cargo para el cual más o menos sabían que no estaban preparados. También los hay que han maltratado al personal al cual han considerado de la “plebe”. Por el contrario también hay directivos que queriendo hacer las cosas bien y de corazón, se han equivocado, y ahora les toca aprender sobre su error.

Muchos trabajadores no directivos - los directivos también son trabajadores, los cuales, a menudo son de los que más horas trabajan de todo el personal, y también los hay que sienten profundamente la responsabilidad de mantener los puestos de trabajo por el bien de todos - están culpando a la crisis y/o a la directiva. Durante años de abundancia en muchas empresas se ha crecido desordenadamente, no se ha creado estructura y metodología, no se ha pensado en las vacas flacas que cualquiera que quisiera ver hubiera visto que vendrían, no se ha innovado, se han puesto trabas los unos a los otros, algunos trabajadores han tenido el chip de comportarse como tontitos que les da igual la empresa y si producen una pieza mal que se “joda” esta; se ha puesto la individualidad y el ego por encima del colectivo, se le ha dado el poder a charlatanes vende motos,  no se ha remado hacia la misma dirección, etc...

Además hay trabajadores que están reaccionando al peligro de perder su empleo trabajando aun menos e incluso saboteando la producción. Comentan: - !Total, si me van a echar! - Su manera de actuar es muy egoísta y les perjudica a ellos y a los demás. Al final igual sí que le echan, con esta actitud pronto quiebra la empresa. Y los que asumen su responsabilidad, que piensan en el colectivo, suelen callar y dejar que los oscuros hagan y ensucien las cosas: pues por callar, ahora pagamos todos.

También hay quien, aunque no lo reconocerá, una gran parte de él quiere que la empresa cierre y todos vayan a la calle, para así poder decir que él ya lo sabía y que como no le han hecho caso así hemos acabado. También nos pasa que subconscientemente queremos que cierren las empresas para así poder empezar un nuevo sistema no esclavizador. Pero hay que tener cuidado, las cosas buenas se construyen paso a paso y nunca de manera destructiva y antes de tiempo.

Una gran masa social no puede culpar a una minoría de lo que está pasando. Una empresa de 300 trabajadores no puede culpar de su cierre al gerente de esta. Nadie tiene tanto poder. 300 personas no pueden renunciar a su poder personal y creer que una sola, por muy gerente que sea, ha hundido la empresa. La minoría oscura en el poder  no podría conseguir nada sin la complicidad de los egoístas y de los “zombis”.

Por otra parte está habiendo un combate entre pesimistas catastróficos negativistas y luchadores optimistas positivistas. Los unos creen que no vale la pena esforzarse ya que la empresa cerrará igualmente; están todo el día enfadados y quejándose. Sus opuestos siguen trabajando y construyendo, viviendo el presente, siendo felices y teniendo fe en que todo saldrá bien. Otros están en el medio de los dos extremos y saltan de una filosofía a la otra. Es un combate entre buenas y malas vibraciones. Esto nos está enseñando a donde llevan la malas vibraciones y a donde la buenas. Unas son destructivas y otras constructivas.

Dejando el tema de las empresas; resulta que hay personas para las cuales comprar en el Día, el Lidl e incluso el Mercadona les supone un trauma, les da vergüenza. La gente va a pensar que son pobres. Lo mismo pasa con la ropa de marca o si su coche es de segunda mano y/o está viejo. Una cosa es comprar algo porque lo necesitas para tu vida, para tu experiencia personal; y otra es comprártelo para ser más, para sentirte superior y/o mejor.

Va a haber muchos padres que van a pasarlo mal por tener que decirle a sus hijos que se ha acabado la ropa de marca, el colegio privado, la gran paga semanal, etc... Y parte de estos hijos no van a querer renunciar sin pataletas a esta vida superficial y material.

Muchas personas se han hipotecado por 30, 40 o más años. Además lo han hecho por unas cuotas muy fuertes. Mientras estas y sus parejas han tenido trabajo y la empresa les ha dejado hacer horas extras, han podido ir pagando, pero ahora, la ilusión de tener una vivienda se les ha transformado en una soga al cuello que les provoca insomnio, nervios, caída de pelo, etc... Y lo peor de todo es que todavía les quedan muchos años por pagar. Ha habido el concepto de que vivir de alquiler es tirar el dinero y que pagar una hipoteca es acabar teniendo una propiedad. Todos queremos tener un hogar 100% nuestro, pero vender tu vida para conseguirlo no es el camino correcto. Actualmente, la mayoría de los que pagan alquiler viven bastante mejor, psicológica y materialmente, que los que se han hipotecado en algo que les viene demasiado grande. ¿Curioso, no? Ya hace bastantes años, todo el que quería ver la verdad, que no se creía la televisión y que no quería tirarse por un puente ya que los demás también lo hacían, podía ver que la crisis que estamos viviendo ahora llegaría.  ¿Íbamos a construir viviendas infinitamente? ¿A consumir productos infinitamente? ¿A pagar hipotecas infinitamente? El colapso era algo inevitable. ¿Si tú ves que se está construyendo una casa con pilares falsos de cartón, te la comprarías? Todo el mundo podía ver esos pilares, la cuestión es si querían o no verlo, si la hipnosis masiva les dejaba hacerlo, o si se hacían caso a si mismos o al pensamiento colectivo. Se puso la trampa, y los que no quisieron o no pudieron ser sabios e independientes, cayeron en esta.

¿Cómo pudo ser que la sociedad aceptó que el precio de la vivienda se multiplicase por dos en cinco años? ¿Cómo pudo ser que la sociedad aceptase como normal pasar de hipotecas de 300-500 Euros, a 10 o 15 años, a hipotecas de 1000 o más Euros a 30, 40 o más años?

Hay quien va vestido todo de marca, y lleva un móvil de 500 Euros, conduce un coche nuevo, y cuando ve por la tele los que se mueren de hambre en el mundo, se siente bien ya que él, “no es de esos”. Si estos pierden su nivel “superior” de vida, e incluso llegan a pasar hambre, a esto se le llama evolución: experimentar otros extremos. Si tu egoísmo te ha hecho sentirte superior y ahora recibes un golpe en tus pilares materiales el cual te hace bajar a niveles “inferiores”, esto puede ser una gran enseñanza para ti. En estos niveles “inferiores” quizá empieces a mirar de otra manera aquello que antes te quedaba muy lejos.

Mucha gente está sufriendo simplemente porque su ilusión mental se viene abajo. No porque pasen hambre o pierda su hogar, si no porque su estilo ilusorio de apariencia y de superioridad se les está hundiendo.

Hay quién culpa de la crisis a los que vienen en cayuco; y afirman: - Nos quitan el trabajo y son mala gente -. Evidentemente hay quien no se integra y quien se salta la ley, como en todas la razas y culturas. Evidentemente, también, hay más índice de  criminalidad – callejera – en los ratios de población con más pobreza, con más rechazo y con más desesperación. En cambio, la criminalidad de los ratios de población más bien estantes es legal o a lo grande: robar 50 millones de Euros de un ayuntamiento, y salir a la calle en dos años; cobrar sobornos; envenenar a la gente con determinados alimentos y medicamentos; hacer autoatentados y echar la culpa a otros; hundir empresas concientemente para forrarse uno mismo; hipnotizar a la gente mediante la televisión para que esta sea estúpida y ignorante; limitar y neurotizar mentes mediante las religiones espirituales o políticas, apoyar guerras y sentirse orgulloso de ello, contaminar el planeta, premiar y fomentar la locura y la estupidez, etc... También pasa que uno ve el defecto de las culturas ajenas, pero no ve el de la suya propia. Durante años los emigrantes han hecho el trabajo que los de aquí no querían hacer, y los de aquí, que ya tenían dinero, han hecho mucho más dinero gracias a la mano de obra de estos. Ahora que hay menos trabajo, ahora molestan. Por otra parte, no se quiere que vengan cuando resulta que vienen porque les hemos obligado a venir. Muy bonito matar de hambre o de guerra a alguien, y cuando este huye buscando su supervivencia, cerrarle las verjas de tu país para que no pueda entrar.

La crisis está golpeando el egoísmo y la ceguera, está empujando a las personas a cuestionarse el sistema y a bajar de su nube ilusoria. También está forzando la conexión con el poder personal de los que están luchando para aguantar su puesto de trabajo, o los que luchan para encontrar un nuevo trabajo. También está pasando que los que trabajan humildemente pensando en el colectivo dejan de callarse y se están revelando contra los parásitos, los cuales más que producir entorpecen, egoístamente, el buen funcionamiento de las empresas y sistemas. Esta crisis nos está obligando a reflexionar y a cuestionarnos cosas. Por otra parte, también está haciendo que yo me atreva a escribir y a difundir este texto.

La crisis es consecuencia de un sistema de vida desequilibrado, ilusorio, egoísta y mortífero. Y como es natural, ley de causa-efecto, esto nos hace sufrir las consecuencias y así tomar conciencia de lo que hemos creado. ¿Entonces esta crisis es buena o mala? Es buena, porque nos está enseñando lo que hemos creado y nos está empujando hacia el cambio.

El significado de la palabra “crisis” es el de oportunidad de cambio a mejor. Deberíamos estar contentos de llegar a un punto crítico de evolución, en vez de perder el tiempo llorando nuestras penas. ¡Deberíamos exigir el cambio a mejor, ahora es nuestra gran oportunidad!

Por otra parte en la tierra están habiendo grandes cambios. Estamos dando un salto evolutivo.

 

¿Qué está pasando en la tierra?

Hemos querido construir nuestra vida, material y humana, con pilares falsos los cuales ahora ceden en un efecto dominó. Y al verlos ceder todavía insistimos en que estos deben aguantar. Pero muchos ya sabemos y/o vemos el porqué de todo esto.

En la tierra se está produciendo un despertar, un fin del letargo, una revolución de la conciencia que nos está llevando hacia grandes cambios. Y estos cambios no van a ser a base de grandes guerras y de catástrofes súper destructivas, esto no tiene nada de “Crístico”, y sí de “Satánico” - va para los creyentes y/o fans del Apocalipsis -. Los cambios van a ser progresivos, rápidos, y asimilables para todos aquellos que quieran aceptarlos. Estos ya se están viviendo.

En el último año se ha producido un gran salto de conciencia en la humanidad. El concepto de paz está súper implantado en la gran masa social. Si todavía hay algunas guerras es porque los señores oscuros en el poder las ordenan, y los jóvenes soldados obligados, son enviados a luchar; y todavía no son suficientes los que se atreven a plantarse y negarse a coger las armas. Muchos lo han hecho recientemente en Israel. Además la manipulación de masas todavía sirve para crear ejércitos de zombis.

Hay gente muy preparada que va a asumir cargos con mucho poder de cambio, los cuales van a trabajar poniendo el interés común por delante del suyo propio, para el cambio del sistema oscuro al sistema blanco. Estos hace muchos años que se están preparando y tienen soluciones para todo lo que está pasando. Este año van a acceder a muchos puestos de poder. ¡2009 no es el año de la escasez, es el año del cambio!

La gran masa social, excepto un pequeño tanto por ciento que no quiere rendirse a la verdad, está preparada para este cambio hacia un sistema sano al servicio de todos. Esto se puede ver si te dedicas a mirar persona por persona. Hay muy buenas personas, muy limpias, y otras que aunque no tan limpias se están limpiando; son pocas las que delante de la verdad no van a querer aceptarla y no van a querer renunciar a su ilusión mental.

En la tierra están entrando nuevas energías; esta está ascendiendo a un nivel superior más armónico. Esto es algo que para algunos suena a friqui y/o a sectario, pero es la verdad, y no nos la podemos negar.

Y si no crees en estos cambios fíjate en todas la movidas mentales, emocionales y físicas que has vivido últimamente en ti y en tu alrededor. Fíjate en que cosas que llevabas mucho tiempo aguantando y callando este último año ha habido una fuerza que te ha empujado a cambiarlas; fíjate en el sentimiento de victoria o de desesperación - depende de si estabas enchufado a la luz o a la oscuridad- que tuviste en octubre-noviembre de 2008; fíjate en que ahora la mayoría reímos más, somos más filósofos, estamos más abiertos al conocimiento, tenemos más percepción y  más conciencia de unidad. Fíjate también en cómo este mes de Febrero-Marzo 2009 has sentido el “basta ya, no soporto más esto” con una fuerza que no habías sentido hasta entonces; fíjate también en la sensación de apatía y de desapego hacia lo que hace años que hacemos pero que ya no queremos hacer más. Y fíjate en que quien no quiere aceptar esta nueva forma de vida está enfermando y/o enloqueciendo (Ojo, no todos los que enferman es por el motivo que he dicho).

Cuando los blancos declarados lleguen al poder, que ya lo están haciendo, se producirá un efecto en cascada el cual liberará la verdad sobre nuestras estructuras y sobre la esencia humana. La liberación de esta verdad será el gran empujón que acabará de despertar a la gran masa social. Solo unos pocos no lo aceptarán y se autodestruirán. Grandes conocimientos y verdades están a punto de mostrarse para iluminarnos.

Las manzanas podridas que contaminan al resto de las que están en la misma caja, están perdiendo su poder, y pronto ya no tendrán el poder de contaminar las de su alrededor.

Es verdad que no somos santos y que seguimos teniendo "cosillas", pero hay dos decretos básicos que ya hemos hecho y aceptado, aunque no haya sido concientemente:

 - No a cualquier tipo de violencia.

- No al sistema actual y sí a una evolución sana y colectiva de la humanidad. Todos somos uno.

Estos decretos son grandes pilares presentes ya, con gran fuerza. Al actuar estos están provocando una limpieza personal, social y estructural. Lo que no es correcto cae, y lo que sí lo es surge con fuerza. Estos cambios están afectando en todos los niveles. A nivel personal todo el mundo está cambiando, por eso hay tantos conflictos y/o distanciamientos personales; como ya se ha dicho, lo que se ha estado aguantando o negando durante mucho tiempo, ya no se puede soportar más. Se está viviendo la caída de lo mental ilusorio: el ego.

La televisión no muestra la realidad. La muerte, odio, violencia y demás que sale en ella no es la verdad. En la televisión se muestra a la minoría oscura como si fuera la normalidad. Entonces se fomenta el creer imposible que lleguen personas al poder que piensen en el colectivo y no en ellos mismos. También se fomenta la creencia de que el hombre es un ser peligroso que hay que controlarlo. La televisión es el mejor instrumento de manipulación de masas; esta trabaja para programarnos, para que no podamos ver la verdad y no despertemos. Aunque ya se están empezando a ver formatos que nos muestran la verdad.

Existe el concepto de que la gran masa social es borrega y que sigue la corriente de lo que se le da masticado. Y esto ya no es así, aunque en estos días parece que muy pocos se mueven, lo cierto es que nos estamos reconectando y saneando, y en el momento propicio haremos lo que tengamos que hacer.

De esta crisis sólo se saldrá con un cambio de sistema. Cuando antes tomemos conciencia de ello, creamos en esto y nos rindamos a ello, antes llegará el nuevo sistema.

 

¿Cómo va a ser el nuevo sistema?

Cuando la gran masa social esté lista y en lo puestos de poder hayan llegado los que deben llegar, coincidiendo con la caída de la oscuridad, surgirá un nuevo sistema limpio y transparente. Se hará un reset y se partirá de cero. Debido a que el origen y el mantenimiento del sistema financiero ha sido a base de engaño, manipulación, chantaje y muerte, se perdonaran todas las deudas o gran parte de estas, y el dinero pasará a tener un respaldo - oro, plata, etc...-, saldrán a la luz nuevas energías no contaminantes muy efectivas - algunas ya existentes pero censuradas -, la televisión dejará de ser una herramienta para manipular a las masas y será una herramienta de divulgación de conocimiento y de conciencia, y también de entretenimiento sano.

No habrá más guerras porque los señores que las montan habrán perdido su poder. En el momento en que muchos países se unan y declaren la anulación de las deudas y el nuevo comienzo, el resto de la humanidad se sumará a estos. Ninguna persona irá a la guerra contra un país donde su pueblo es libre; lo que querrán estas personas será que su país se una a este nuevo sistema.

El sistema educativo dejará de ser un sistema orientado a crear elementos sumisos de producción y pasará a ser un sistema para crear personas sanas, despiertas, libres e independientes. Estas nuevas mentes podrán crear nuevas y mejores cosas.

No hay que olvidar la estructura piramidal en la que vivimos: si la cúpula es oscura, esta controla los puntos de poder y desde ahí ensucia el mundo. Si la cúpula es blanca, la luz se difundirá por todas partes y seremos desprogramados y reconectados con nuestra esencia.

El nuevo sistema cumplirá tres reglas: Abundancia sana, libertad y seguridad. Ninguna estará por encima de la otra. Estas tres reglas serán posibles porque la humanidad habrá conectado con su esencia y se habrá desecho del poder oscuro.

Toda esta visión de futuro es 100% posible; pero depende de nosotros que llegue a ser así. El futuro lo creamos a cada instante, aunque muchas cosas de este están preparadas, no son fijas, y no estarán escritas hasta que sean realizadas. Si como humanidad no hacemos lo que debemos hacer, seguiremos siendo esclavos.

 

Conclusión

El sistema debe estar al servicio de las personas, y no las personas al servicio de este. Los seres oscuros siguen haciendo batallas, pero, si no les entregamos nuestro poder, ya han perdido la guerra en la tierra.

Es momento de tener paciencia y fe en uno mismo, y en el colectivo. Hay que acabar de sanarse y de reconectarse con nuestra esencia; hay que conectar con nuestro poder personal. Tenemos el poder de crear y así lo estamos ejerciendo. Que el cambio sea más o menos brusco depende de nosotros. El miedo nos lleva a crear caos y destrucción, la fe, el trabajo y la felicidad nos llevan a vivir una transición menos traumática y con final feliz.

La paz ya está aquí; las guerras que quedan son las últimas acciones de los que no quieren que despertemos. ¡Pronto la caída de la oscuridad dejará ver el gran sol; se producirá una explosión de luz como nunca la habremos visto antes, y nos daremos cuenta de que nosotros somos lo que hemos estado esperando!

 

Carles Gallego ©2010
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.